viernes, 11 de enero de 2008

Sueños De Una Noche Sin Tí...

Es algo nuevo en mi,
el frío acaricia mi piel
y las dulces notas del silencio
hacen de esta noche algo especial.

Las estrellas parecen brillar
más que nunca,
la luna aparenta querer bajar a tierra
para bañarse en el río.

Las inocentes polillas bailan en el aire,
los grillos suben sus voces,
una suave brisa hace rozar las varas de los juncos,
y se crea la más bella sinfonía.

Dejo llevar mi cuerpo,
mis pies se mueven al compás,
mis manos abrazan el aire,
y comienza el baile.

La inocencia se hace dueña de mi,
no se lo que hago,
ni donde estoy,
ni si estoy sola, o acompañada.

No tengo miedo.
Nada me asusta.
¿estoy contigo?
¿Me sacas a bailar?

Un paso a la derecha,
Un paso a la izquierda,
Una vuelta, otra más al otro lado,
Me abrazas.





Noto calor en mis labios.
¿me estas besando?
No puedo saberlo,
Porque tengo los ojos cerrados.

Todo es perfecto,
la temperatura es idónea,
tus manos están tibias
y hay un dulce perfume en el aire.

No quiero que esto acabe,
no quiero que te alejes de mi,
nunca te separes de mi lado.
¡¿Dónde estas?!

Mis brazos no te sienten,
el frío se apodera de todo,
ya no hay perfume.
Tengo que abrir los ojos.

Todo era mentira,
Un sueño y nada más,
ya he despertado.
Ya no estás.